03 Árnica

Poderoso antiinflamatorio para golpes, esguinces, hematomas y furúnculos.

Arnica montana

De ella se utilizan las raíces y principalmente las flores, que se recogen en julio y agosto, recién abiertas.

Su principal propiedad consiste en aumentar la circulación a nivel local, por eso está indicada en caso de contusiones, hematomas, esguinces, dolores musculares y neuralgias. Es el remedio soberano en caso de traumas y contusiones: aplicada externamente.

No es recomendable utilizarla sobre las heridas abiertas ni en ingesta de ningún tipo. Contiene principios tóxicos. Utilizar solo externamente en forma de compresas, cataplasmas, ungüentos, cremas, aceites y tintura (la tintura siempre diluida en agua).